Ir al contenido principal

CARTA PÚBLICA EN APOYO A JULIÁN CONRADO

Comunicado
Por Alzado en Canto



Yo Bolivareo, Tu Bolivareas, Nosotros Bolivareamos…

Con la conjugación de este verbo conocí la canción del camarada Julián Conrado hace más de 4 años aproximadamente, cuando llego a mis manos un disco compilado de distintos cantores bolivarianos y revolucionarios de la patria grande. En ese momento teníamos una feria Popular estudiantil en la Universidad Bolivariana de Venezuela en la cual socializábamos las iniciativas estudiantiles y otros contenidos revolucionarios para potenciar la batalla de las ideas, entre ellos la música de este compañero revolucionario que ánimo en más de una oportunidad nuestra campaña por el socialismo. Con el tiempo fuimos profundizando nuestra convicción y nuestra lucha revolucionaria, impulsada por el comandante Supremo de la revolución bolivariana Hugo Chávez.
Dos años después aproximadamente de haber escuchado las canciones del camarada Julián Conrado nos enteramos que había un cantor popular  desaparecido, no sabíamos a ciencia cierta quien era el cantor, pero el hecho Guevarista de sentir en lo más hondo indignación frente a cualquier injusticia nos  lanzó a solidarizarnos de inmediato con un compañero que ni siquiera conocíamos, nuestra sospecha era que lo habían secuestrado, unos días después de lo ocurrido nos dimos cuenta que el cantor del cual no se conocía su paradero  era el mismo que nos había convocado a Bolivarear. Al enterarnos de inmediato nos comprometimos mucho más a la  búsqueda del compañero Julián.
Ya hoy son más de dos años que tiene el compañero privado de libertad sin justificación alguna, siendo perseguido por el estado Narco-Paramilitar Colombiano y hostigado por el imperialismo norteamericano, el mismo imperialismo que nos ataca sin cesar por el único pecado de luchar por la patria grande que soñó Bolívar y el socialismo que impulso en Comandante Chávez.
Lastimosamente para los revolucionarios e internacionalistas que vivimos en Venezuela es de suma tristeza la situación actual que atraviesa el camarada privado de libertad en su propia revolución a la cual es más de una vez alimento con su canto.
Nos ha correspondido conocernos personalmente en los horarios de visita dispuesto por los organismos que lo mantienen bajo custodia, nos ha tocado constatar que el mismo amor con el que Julián le canta a la revolución bolivariana es el mismo con el que se indigna frente a los desmanes del imperialismo y con esa misma fuerza autocriticamos nuestro proceso de construcción política, teniendo siempre en cuenta la máxima leninista “Irreverencia en la discusión, lealtad en la acción”.

Hoy esta realidad nos exige contundencia en nuestro accionar, nos exige lograr la libertad del camarada y amigo Julián Conrado, nos compromete a lograr su asilo y protección pues los cancerberos del capitalismo buscan cobrar recompensa por su cabeza.

“La revolución es pura, la mancha es de quien la mancha”  Julián Conrado
Busquemos limpiar tan fea mancha sobre el rostro de nuestra revolución.
Viva la revolución Bolivariana, La patria grande y el socialismo
Independencia y patria Socialista
Amando Venceremos
Viviremos y Venceremos


Carlos Rodriguez

Comentarios

Entradas populares de este blog

El olvido de la crisis en las cárceles de mujeres

Noticia Por Santiago Martinez Hernandez - @santsmartinez - El Espectador

Un deficiente sistema de salud, la violación de los derechos de la visita íntima y la apatía estatal son apenas algunos elementos de una problemática social que permanece a la sombra del debate de la crisis carcelaria, porque ésta se ha centrado siempre en los hombres.
Juana Durán tuvo que elegir entre sus dos hijos para que sólo uno viviera con ella en la cárcel El Buen Pastor en Bogotá. Fue una elección que tomó en cuestión de horas, pues en los meses de gestación nunca le realizaron controles prenatales o ecografías para saber el estado de su embarazo. Sólo se enteró que tenía gemelos a la hora del parto. El Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec) le informó de inmediato que debía tomar la decisión sobre cuál de los dos recién nacidos se quedaría junto a ella y cuál se iba con su familia, porque definitivamente en la cárcel no había espacio para tanta gente.
En otro caso similar, Vanesa* perdió su be…

Jesus Santrich es el único colombiano que no tiene un juez de tutela que garantice sus derechos fundamentales

Comunicado Por Consejo Político Nacional  FARC ( 8 de Junio 2018)


Todos tenemos el derecho fundamental a tener un juez de tutela y a que nuestra petición de amparo constitucional se resuelva en los plazos perentorios establecidos por la ley. Hasta este momento, ningún juez de la República ha querido denegar o tutelar el derecho al Debido Proceso de JESUS SANTRICH.
La Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), manifiesta a la opinión pública nacional e internacional que:
1.La Formalización de la solicitud de extradición del directivo del partido FARC Jesús Santrich por parte del gobierno de los Estados Unidos el día 6 de junio de 2018, constituye un importante hecho que permitirá demostrar su inocencia si finalmente su defensa pudiera acceder a las supuestas pruebas que la Fiscalía General de la Nación dice tener. La conducta imputada, presuntamente cometida después de la firma del Acuerdo de Paz, deberá ser evaluada previamente por la autoridad judicial competente, en este caso l…

“Quiero bañarme en una piscina llena de sangre subversiva...”: Guardianes en las cárceles colombianas

NoticiaPor ANNCOL
Recientemente se denunció ante el mundo la muerte de 7 internos en solo un mes en ERON/Picota Bogota.


Para conocimiento de nuestros lectores y como insumos a los diálogos de La Habana. Esta pregunta a tener en cuenta en el punto de VICTIMAS: ¿El INPEC recibe su doctrina y academia en las instalaciones del ESMAD?
A la Opinión Pública
La comunidad carcelaria colombiana a través de distintas formas ha venido realizando una serie de denuncia ante la opinión pública, organismos de control, ONGs y comunidad internacional en general, sobre las continuas y sistemáticas violaciones a nuestros derechos fundamentales.
Decálogo de aberraciones inimaginables que Colombia y el mundo conocen, pero que para infortunio nuestro, de nuestras familias y nuestras nación, la indiferencia impera. El Estado en sus organismos de control son simples testigos del holocausto que aquí esta sucediendo.
Se han hecho al respecto denuncias y protestas contra el inexistente sistema de salud, corrupción y …